Todo cambio produce una resistencia imposible de salvar, aunque posible de minimizar. Ya hemos hablado en otros post sobre la importancia del cambio en las organizaciones y la gestión de todo el proceso para obtener los resultados que esperamos.